ABORTO: ¿Crimen o Derecho?

0
84

Un tema bastante controversial, quise exponerlo y compartir lo que realmente pienso. Dentro de este tema mi objetividad es casi nula. Soy mujer y pensar en aborto me remueve las entrañas. Tampoco busco convencer, ni evangelizar al respecto. Sólo ofrezco mis criterios, sustentados por las investigaciones realizadas. La información es la base fundamental ante cualquier toma de decisión y si es sobre la vida de un no nacido, su peso es mucho mayor.

Comencemos por definir que el aborto es la acción que se dirige a causar la muerte del niño que está por nacer.

En España, en el artículo 14 de la ley 2/2010 establece que el aborto es libre y “a petición” hasta la semana 14; pero ¿que les hace pensar que no es crimen si se realiza de la semana 1 a la 13?

Según la ciencia

La directora de la Cátedra de Bioética Jérôme Lejeune, la doctora Mónica López Barahona, está convencida de que sí hay vida humana desde que el embrión existe.

También existe el caso de Daniel Bor, doctor en neurología cognitiva por la Universidad de Cambridge, que en una reciente entrevista en este periódico, aseguraba que es imposible que la conciencia, al menos en una forma que podamos reconocer como humana, aparezca hasta las 33 semanas de embarazo. Por tanto existe vida, pero no está tan claro que el feto pueda considerarse hasta entonces un ser humano.

Ante este tipo de argumentos López defiende su postura con contundencia: “Esta es una cuestión que se plantea habitualmente. Si aceptamos que sin conciencia no hay vida humana es que tampoco existe cuando dormimos o cuando nos anestesian. No es un argumento que se pueda sostener con rigor científico.

¿Que dicen las encuestas?

Según las estadísticas manejadas por CNN en Español, el 69% de las mujeres a las cuales le fue realizada la encuesta, rechazaron la posibilidad de legalizar el aborto en América Latina. Considerando el aborto un “homicidio prenatal” y han asegurado que “nadie tiene derecho a ser árbitro de la vida de alguien más”.

Todo parte de una noticia sobre los intentos de despenalizar el aborto en República Dominicana, de allí surge la encuesta titulada “¿Estás de acuerdo con legalizar el aborto?.

La encuesta en esta oportunidad evidenció el sentir real, que apuesta por la vida a pesar de las dificultades, las presiones internacionales y los grupos de presión ideológicos.

Legalizar el aborto para salvar la vida de la madre

Si tenemos que el problema es la salud de la madre, entonces ¿porque cambiar la ley?, las leyes existentes permiten realizar tratamientos necesarios para salvar la vida de la madre. Por ejemplo, en el caso de una madre que padece un cáncer y necesita tratamientos fuertes que afecten el feto, también el caso de embarazos ectópicos. Casos como estos y algunos otros donde peligra la vida de la madre, ocurren con frecuencia y no son perseguidos legalmente, de hecho no pueden ser llamados aborto, pues no se dirigen a la muerte del no nacido.

Es mi cuerpo, y tengo derechos sobre él.

Cuando se habla del aborto no se habla de que estas solo manipulando tu propio cuerpo, hablamos que acabas con la vida de otra persona. Además, el derecho al propio cuerpo tiene sus límites; por ejemplo, no debe manejar en estado de ebriedad, no debe venderse como esclavo, no debe estar desvestido en la vía pública. Simple, ser dueño del propio cuerpo  no justifica cualquier acción.

Norma Mc Corvey – la mujer cuyo caso dio origen a la liberación del aborto en E.U.A en 1973- comentó en una entrevista que en 1991 comenzó a trabajar en una clínica abortista y conoció de cerca la realidad del aborto. En 1995 anunció que había cambiado de mentalidad, y dijo: conozco muy poca gente que pueda presenciar un aborto y después seguir estando a favor de él.

Penalizar el aborto está pasado de moda

No se puede legalizar cualquier acción que afecte directamente a la persona, y que algo sea legal no es sinónimo de bueno. Aprobar el aborto va en perjuicio de la persona humana (ya que es una persona quitándole la vida a otra)

El aborto es un acto violento, quien es indiferente a la violencia favorece a quien la ejerce. Es matemática pura, por ejemplo siguiendo la lógica, también se podría decir, si tu no quieres violar no violes, pero no impongas tu criterio sobre los demás. ¿cómo te suena ahora?

Legalizar el aborto para evitar la clandestinidad.

Autorizar el aborto porque de igual forma se va a realizar clandestinamente, es algo así como razonar que si un bandido arriesga su vida para robar, será mejor dejarle la puerta abierta y la luz encendida para que no tropiece.

Clandestino o no, el aborto siempre será peligroso. No existen “abortos buenos” todos tienen consecuencias, como por ejemplo:

  • Hemorragias
  • Perforación uterina
  • Infección genital
  • Esterilidad permanente
  • Apertura permanente del cuello uterino
  • Perturbaciones Psíquicas graves.

Quien aborta acaba con la vida, la libertad, la intimidad y la conciencia de otra persona.

Es por ello que cuando se defiende la vida del no nacido, no se está en contra de la mujer sino a su favor, ya que estadísticamente está demostrado que por cada dos abortos, uno era del sexo femenino. Protegiendo la vida desde la concepción se establece que ninguna mujer podrá ser agredida, ni siquiera en el vientre de su madre.

Quienes defienden el aborto terapéutico para salvar la vida de la madre. Deben demostrar las evidencias. Argumentando.

Independientemente tengamos una creencia en Dios o no, hay algo innegable:

“Cualquier país que acepte el aborto, no esta enseñando a su gente a amar, sino a que se use la violencia para conseguir lo que se quiere”- Madre Teresa de Calcuta.

Causales que despenalizan el aborto en chile

Causal 1  Peligro para la vida de la mujer

Cuando la vida de la mujer embarazada se encuentre en riesgo, tiene derecho a los tratamientos médicos necesarios para preservar su vida, aún cuando su realización implique la interrupción del embarazo.

· La expresión “riesgo vital” significa que se permite la interrupción para poner fin a un embarazo que llevará a la muerte a la madre si no se interviene.


• Debe contar con el respectivo diagnóstico médico.

• No tiene plazo

Causal 2 Inviabilidad fetal de carácter letal

Permite que en los casos en que el embrión o feto padezca una alteración estructural congénita o genética de carácter letal, la mujer podrá decidir si interrumpe o no su embarazo.

La causal opera exclusivamente en aquellos casos en que el diagnóstico médico determina que el embrión o feto padece una alteración congénita o genética de carácter letal que lo hace incompatible con la vida fuera del útero materno.


• Se debe contar con dos diagnósticos en igual sentido de médicos especialistas. Todo diagnóstico deberá realizarse en forma previa y presentarse por escrito.

Causal 3  Embarazo por violación

Establece que se podrá interrumpir el embarazo cuando éste sea resultado de una violación. En estas circunstancias, si la mujer no quiere seguir adelante con el embarazo, no se le puede exigir que lo continúe.

· Un equipo de salud, especialmente conformado para estos efectos, confirmará que el embarazo es producto de una violación e informando por escrito a la mujer (o a su representante legal, en caso que sea menor de edad) y al jefe del establecimiento hospitalario o clínica particular donde se solicita la interrupción.

 

Frases de reflexión de ex abortistas

  • “Quiero decirle al público que los doctores saben que es una persona; es un bebé, que esto no es una masa de tejidos”. Anthony Levatino M.D. (ex-abortista)
  • “La figura del bebé en el ultrasonido me perturbaba más que otras cosas. EI personal no podía resistirlo. A las mujeres que se practicaban el aborto nunca se les permitió ver el ultrasonido.” Joseph Randall, M.D. (ex- abortista)
  • “Mi corazón se volvió insensible al hecho de que yo era un asesino, pero ese bebé que yacía en una fría bandeja me hizo conocer lo que realmente es el aborto.” David Brewer M.D. (ex- abortista)

los derechos de la mujer…

  • Derecho a decidir sobre su vida, no sobre quien vive y quién no.
  • Derecho a decidir sobre su cuerpo, no a quitarle la vida al cuerpo de sus hijos/as.
  • Derecho a ser acogida y tratada por una red de profesionales frente a un embarazo de riesgo, no a ser empujada a abortar.
  • Derecho a optar por políticas públicas que le faciliten mantener a sus hijos/as, no a eliminarlos por no poder hacerlo.
  • Derecho a contar con el apoyo médico necesario para acompañar a su hijo/a hasta su muerte natural, no a eliminarlo de forma provocada.
  • Derecho a óptimos procesos de adopción y hogares que le den confianza para entregar a su hijo/a si no desea tenerlo.
  • Derecho a ser protegida frente al abuso sexual.
  • Derecho a que su abusador realmente pague con pena de cárcel y no a que la lleve a abortar y sea devuelta a sus manos.

Por último culmino con esto, ¿Sabes que es el grito silencioso?
El doctor Bernard Nathanson, famoso exabortista realizó un documental dónde se muestra la realización de un aborto a un feto de 12 semanas. En él se observa “el grito escalofriante y silencioso en la cara de este niño que ahora se enfrenta a la extinción eminente.” Desde ahí se conoce como el grito silencioso la reacción del feto frente al aborto dónde pone su cabeza rígida y abre su boca, como un grito de ayuda que se ahoga en el vientre de su madre. Acá les comparto el vídeo.

He consultado diferentes puntos de vista y les compartí un resumen de todo:

Les dejo estas preguntas, espero podamos seguir interactuando sobre este tema.

¿Es el aborto una válida elección de la madre? – ¿acaso se puede “escoger” la suerte del vecino, de la suegra o del hermano? – ¿Por qué se ha de poder escoger la suerte del hijo?

Comments

comments

Compartir
Soy periodista Venezolana, Paraguanera para ser más exactos, hija, hermana, amiga. Amo mi oficio de investigación, la fotografía y la constante formación es mi hobby; editar, producir programas de radio (documentándome para iniciar con el canal YouTube pronto), perseguir noticias es lo mío así como el contar mis propias historias. Esas que ayudan, apoyan y terminan siendo parte de algo maravilloso. Amo el café al levantarme y me defino como una mujer que ama, siente, padece y decide, he aprendido que no todo es un cuento de hadas (como quisiera), que es válido vivir sin tanto cuento; por lo que decidí a contar historias reales.